“Acá hay 582 mafiosos que se creen dueños de todo”


UNA OPORTUNIDAD, POR AHORA, PERDIDA

Lic. Jorge Ingaramo.

 

A 20 días del “día después” de las elecciones de medio término, parece haber ciertos consensos, que conviene precisar:

  • Cambiemos consolidaría su triunfo electoral de Agosto, con más del 40% de los votos, ganando probablemente en los 5 distritos más importantes y dejando al PJ nacional en la tremenda disyuntiva de “¿qué hacer con Cristina?” (para colmo, se ha vuelto peronista).
  • La Justicia ha reaccionado, con respecto a los casos de corrupción que involucran a funcionarios del anterior Gobierno. El cambio de la Procuradora General en la Provincia de Buenos Aires (de Justicia Legítima), consolidó la nueva línea anti-mafias que el Ejecutivo impulsa, de manera independiente al accionar de los diversos funcionarios judiciales.
  • En relación a la Dra. Kirchner, seguramente estará en el Senado, aumentando desde su banca el nivel de “conflicto político” y transformándose en pieza clave para las opciones del oficialismo: a) reforma profunda de la economía, con fuerte oposición del kirchnerismo y la izquierda y aumento de los problemas en la calle o b) reformas muy graduales, que le quiten espacio a la oposición virulenta y faciliten la reorganización del ahora llamado PJ “racional”.
  • El Presidente Macri está disponible para su re-elección en 2019, al igual lo estarían Vidal y Rodríguez Larreta en sus respectivos distritos.

 

Los dichos de Macri.

 

El Miércoles 27 de Septiembre, José Del Río publicó en La Nación, una síntesis de las opiniones que el Presidente vertiera ante un selecto grupo de periodistas, principalmente económicos. Los conceptos más relevantes fueron:

  • Tenemos listo el plan económico para el día después (23/10). La etapa que viene es de “reformismo permanente”. Se terminará con la Emergencia Económica dictada en 2002 y habría un conjunto de reformas económicas (que todo el mundo conoce), para cuya ejecución hacen falta acuerdos con Gobernadores e Intendentes (incluyen tributos provinciales y municipales).
  • Macri dijo “la carga impositiva asfixia el crecimiento del sector privado en las provincias”. “Es fundamental cambiar esto urgente”. Llama la atención que mencione las palabras “en las provincias”, cuando algunos impuestos distorsivos son nacionales. Particularmente, el Impuesto al Cheque, que – en virtud de un Proyecto de Ley enviado al Congreso-, sería destinado a la ANSES (el 70% de la coparticipación primaria que va a la Nación). Los Gobernadores reclamaban que su parte aumentara del 30 al 70%. Además, piden que “se solucione políticamente” la cuestión del Fondo del Conurbano Bonaerense, para cuya restitución la Gobernadora Vidal efectuó un planteo a la Corte Suprema (solicita eliminar el tope de M$ 650).
  • En el mismo sentido, dijo “si las provincias se ajustan a la Ley de Responsabilidad Fiscal … no habrá problemas de fondo en sus finanzas y estarán en superávit en dos años”. Nótese que, en 2019, el Déficit Primario presupuestado del Tesoro nacional todavía sería el 2,2% del PBI.
  • Se avanzará en acuerdos sectoriales para las carnes, la pesca, el vino y el sector forestal y habrá una mayor inserción en el mundo. “El objetivo es que cada vez haya menos burocracia para que la competitividad esté muy lejos del Tipo de Cambio. Acá hay 582 mafiosos que se creen dueños de todo y eso va a terminar”. Claramente, el discurso “anti mafia” se está transformando en un conjunto de hechos rutilantes, como lo fue el caso del Pata Medina.

 

Es evidente que se ha comunicado un proyecto de gobierno que, hasta el próximo 23 de Octubre, está en la cabeza del Presidente. Es muy ambicioso, por los temas que involucra. El concepto de “reformismo permanente” parece ligarse más bien a las políticas económicas, mientras que la cita de un número preciso de mafiosos se vincula a cambios políticos y judiciales.

 

Y, mientras tanto, ¿qué?.

Entre el susto del Martes 8 de Agosto (encuestas que daban 6 puntos a favor de CFK) y los dichos del Presidente de la semana pasada, vivimos mes y medio de un cambio rotundo en el clima económico:

  • Pese a que el Banco Central mantuvo las tasas de referencia, positivas, en términos reales (por lo menos 4 puntos), continuó la recuperación económica, con mejoras en el consumo y cambios en las expectativas de los inversores (en setiembre, la Bolsa rindió 5 veces lo que las LEBACs).
  • Se conocieron resultados fiscales muy alentadores. En Agosto, por segundo mes consecutivo, cayó el Déficit Primario del Tesoro. La situación fiscal en cuatro meses, disfrutó de un giro marcadamente favorable: en Abril, el crecimiento de los Gastos Primarios superaba por 5 puntos al de los Ingresos Tributarios (38 a 33%); mientras que en Agosto la relación se dio vuelta, al aumentar 29,6% los Ingresos contra apenas 17,4% el Gasto Primario (12 puntos que se vinculan, entre otros, a una reducción del 30 en los Subsidios Económicos). Proyectamos hasta fin de año un Desequilibrio Primario de M$ 330mil; un 20% por debajo de la pauta oficial de M$ 409mil.
  • Se conoció ayer la recaudación tributaria de Septiembre. Los números son todos positivos, salvo para los Derechos de Exportación (efecto inundación). Comparando con una tasa de inflación, entre puntas, del 24%, las subas fueron: 50,6; 32,0 y 35,4% para Impuesto a las Ganancias, Impuestos Internos y Impuesto a los Débitos y Créditos Bancarios, respectivamente. Los Recursos Tributarios Totales crecieron 33,1%, los que van a la Nación y a las provincias lo hicieron al 31,6 y al ¡40,2%!, respectivamente.
  • Lamentablemente, contradiciendo todas las esperanzas que vertimos en notas anteriores, el Banco Central transfirió utilidades al Tesoro por M$ 13.500, envió Adelantos Transitorios por M$ 700 y compró divisas (deuda externa del Tesoro) emitiendo M$ 62.150, expandiendo así, en M$ 76.350 la Base Monetaria (no hubo absorción neta, vía LEBACs). La expansión de Base, de fuente fiscal, acumula, en el año, M$ 303.000, valor totalmente inconsistente con la posibilidad de reducir a menos de un punto mensual la inflación núcleo, para –después de ello- iniciar el descenso de las tasas de referencia (LEBACs y pases).
  • El persistente ingreso de deuda en dólares, genera una sobreoferta de esta moneda, conducente a un claro deterioro del Tipo de Cambio real, cuyas consecuencias ya están a la vista: en Agosto, las Exportaciones Totales cayeron 9,2% y se estancaron las de origen industrial (MOI), que venían subiendo. Entre éstas, 4 de los 6 sub-rubros más significativos sufrieron descensos que van desde el 9,3%, para Maquinarias y Aparatos al 23,3%, para Químicos. Algunos rubros de Productos Primarios tienen caídas alucinantes: 49,5 y 86,1, para Frutas Frescas y Minerales Metalíferos, respectivamente.

 

En síntesis, la mejora fiscal producto de la reactivación, no está siendo aprovechada para reducir enfáticamente las necesidades de financiamiento del Tesoro y, por consiguiente, la expansión monetaria impide el logro del principal objetivo anunciado por el Presidente (bajar la inflación). Mientras tanto, la mayor parte de los sectores económicos sufre caídas importantes en las exportaciones, producto del atraso cambiario derivado de la monetización por el Banco Central, de la deuda del Tesoro.

Una verdadera oportunidad, por ahora, …perdida.

 

 

 

.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*