Ganadería bovina Argentina: “necesitamos mejorar la producción del norte y oeste argentino”


 

En marzo tendremos los datos de la vacunación nacional y se prevee que tengamos un crecimiento del stock nacional.

El USDA indicó un crecimiento de 700 mil cabezas, de estas 600 mil serían terneros.

Los consultores argentinos opinan que no habrá más de 500 mil cabezas de suba del stock.

En 2017 fue tema de casi todo el año la falta de eficiencia de la cría que se encuentra hace varias décadas cerca del 60%.

En todos esos años pasaron gobiernos  diferentes, pero la ganadería de cría no mejoró.

Es necesaria que la Argentina produzca más y exporte más,  el  concepto de integración de las carnes  debe afirmarse  para todos los actores de la cadena de ganados y carnes, independientemente produzcan carne bovina, porcina, aviar, ovina, caprina, y las demás carnes.

El mundo pone foco en el ambiente, las carnes sintéticas reciben fuertes inversiones y es necesario ocuparse de mostrar que se trabaja para mejorar la eficiencia productiva como mecanismo de mitigar el impacto ambiental.

Utilizando los datos de 2016 y 2017 de SENASA,  la distribución de la ganadería en la Argentina, los indicadores productivos de cada provincia y de cada región muestran la actualidad de  la cría bovina en la Argentina.

La mayor población bovina se encuentra en la Provincia de Buenos Aires y también los mejores indicadores productivos son de Buenos Aires.

Buenos Aires (34%), Santa Fe (11 %), Corrientes (9%), Córdoba (8%), Entre Rios (7,8%), La Pampa (6%), Chaco (5%), Formosa (3,5%), San Luis (3%), Santiago del Estero (2,9 %) y Salta  (2%), integran el 92 % del total nacional de Vacas y Vaquillonas.

Región Norte (Jujuy, Salta, Tucumán, Santiago del Estero, Formosa, Chaco, Corrientes y Misiones) tienen el 25 % de los vientres, Región Centro (Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos) el 27 %, Pampa Húmeda (Buenos Aires y La Pampa, 41 %, Región Semiárida (La Rioja, Catamarca, San Luis, San Juan y Mendoza) 5 %, la Región Patagónica (Rio Negro, Neuquén, Chubut, Santa Cruz, Tierra del Fuego) 3%.

 

Cada Región tiene realidades agroecológicas diferentes, podemos ver dónde es necesario tener mejoras en los planteos productivos para que crezca la producción argentina.

El porcentaje de destete argentino en 2017 fue 60,47%, la Pampa húmeda un 10 % por arriba de la media, Región Norte y Región Semiárida 10% y 14 % por debajo

Estas dos últimas regiones son las que necesitan mejorar los indicadores productivos, representan al 30 % del rodeo nacional.

La rigurosidad del clima, garrapatas, animales poco adaptados, pocas reservas forrajeras, agua de diferentes calidades  y falta de manejo adecuado son las que provocan estos resultados.

 

Comparando año con año, vemos que hay regiones dónde hemos logrado tener más terneros que el año anterior y otras que han retrocedido, en particular las regiones que hemos identificado ambas tienen disminución de la cantidad de terneros producidos.

El crecimiento de los rodeos  de vacas y vaquillonas ha crecido fuertemente en la Región Semiárida, Pampa Húmeda y Región Patagónica.

 

Claramente el grueso de la retención de vientres en cantidad es en la Pampa húmeda y la región semiárida además de la patagónica está creciendo con fuerza.

La ganadería argentina para poder producir más necesita mejorar las bases productivas en el Norte y Oeste de nuestro país.

En esas regiones se debe hacer foco para que tengamos la posibilidad de competir con los demás países exportadores de carne y que el negocio ganadero argentino se afirme en el tiempo con una exportación que participe en un 30 % de lo producido y la producción nos encuentre con 4 millones de toneladas.

 

Ing. Andrés Costamagna

One Comment

  1. Pingback: Ganadería bovina Argentina: “necesitamos mejorar la producción del norte y oeste argentino” - De Frente Al Campo

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*