Connect with us

Hi, what are you looking for?

Empresas

Grupo Calidra y su compromiso para lograr una producción más sostenible

En un mundo cada vez más preocupado por el cambio climático, la compañía referente de la cal en Latinoamérica viene implementando medidas sostenibles y adhiriendo a pactos de la ONU. ¿Su objetivo? Convertirse en una empresa carbono neutral para 2050.

Hasta hace no tanto, el concepto de sostenibilidad era algo extraño para el mundo corporativo. Pero la profundización acelerada del cambio climático y la concientización sobre el bienestar de los trabajadores hizo que las empresas en todo el mundo comenzarán a incorporar prácticas más sostenibles, primero como parte de una tendencia, y luego como una necesidad.

En la actualidad, muchas compañías adoptan medidas más comprometidas con el medio ambiente y la gestión sostenible a nivel social y económico. Es muy habitual que emprendan prácticas responsables como la eficiencia energética, la transición a energías renovables o el uso racional del agua, entre otras.

También, acciones más vinculadas al bienestar del ecosistema humano que apunten a respetar la diversidad entre sus colaboradores, fomentar la igualdad de género en cantidad de trabajadores y salarios, abordar la salud y la seguridad en el lugar de trabajo e involucrar a las comunidades cercanas a través de programas y becas.

¿Cuánto valor le agrega a una compañía estar comprometida con el impacto ambiental, social y económico de sus operaciones? Mucho. Es más competitiva, atrae a inversores, genera más rentabilidad, transparenta su operatividad –a través de reportes sustentables- y comprende los riesgos que asume a futuro.

Por el contrario, una organización poco sostenible o que no esté alineada con la también llamada Responsabilidad Social Corporativa (RSC) se arriesga a perder negocios, clientes u oportunidades de financiamiento, y hasta puede “espantar” a sus propios talentos. 

Grupo Calidra, uno de los productores de cal más importantes de América Latina, viene adoptando políticas de sostenibilidad en muchos de sus frentes. En esta nota, nos enfocaremos en las que están más vinculadas al cuidado del medio ambiente. 

Para empezar, vale remarcar que en línea con su adhesión al Pacto Mundial de las Naciones Unidas (ONU), una iniciativa firmada voluntariamente por más de 19 mil organizaciones en 160 países, Grupo Calidra asume un compromiso de trabajo, reflejado perfectamente en las palabras de Jorge Bautista (Director General de Grupo Calidra) en el último reporte de sostenibilidad de la compañía: “Conscientes que es un reto por la naturaleza propia del proceso de fabricación de la cal y como establece nuestra MISIÓN, “ser una empresa sustentable”, hemos fijado el compromiso de neutralidad de carbono para el 2050”.

Para reducir la huella de carbono y minimizar su impacto en el medio ambiente, en Grupo Calidra Cono Sur (Argentina y Chile), liderado por Pedro L. Brandi (Gerente País) e implementado por Andrés Nielson (Gerente de Desarrollo Sostenible), se viene trabajando sobre diversos procesos apalancados en varios ejes: la mejora en la eficiencia energética, la gestión de residuos y el cuidado y mejor aprovechamiento del agua. 

Energías renovables

La producción de cal es un proceso intensivo en el ámbito del consumo de energía. Por esto, Grupo Calidra es abastecido en gran parte de sus operaciones con energía eléctrica, proveniente de fuentes renovables (eólica, hidráulica y solar). Desde 2022, la mitad de la energía que utiliza proviene de fuentes renovables.

La Planta Industrial de Noviciado, ubicada en Santiago de Chile, está en pleno proceso de implementación del sistema de medición de energía SAER (Sistema de Administración de Energía y Recursos) que permite controlar cada proceso de manera independiente, detectar equipos funcionando en vacío y otras desviaciones para corregirlas y que no se desperdicie energía. 

La planta Industrial Noviciado y la mina El Cristo tienen todas sus áreas de servicios alimentadas con termotanques solares. Además, durante 2021 y 2022, todas las plantas de Grupo Calidra en Argentina y en Chile pasaron por un proceso de actualización tecnológica e iluminación LED; y cuentan con un sistema para programar la operación automática de la iluminación.

Menos CO2, más eficiencia energética 

Muchas de estas iniciativas que encaró y concretó Grupo Calidra en sus plantas y oficinas de Argentina y Chile buscan allanar y acelerar el camino hacia los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que la ONU estableció en septiembre de 2015 –aquel Acuerdo de París que firmaron los líderes mundiales- para erradicar la pobreza, proteger el planeta y asegurar la prosperidad, los tres fundamentos de esta nueva agenda de desarrollo sostenible. 

Cada objetivo tiene metas específicas que deben alcanzarse en los próximos 15 años. Para alcanzarlas, la ONU apela a la colaboración de todos: los gobiernos, el sector privado, la sociedad civil y las personas de a pie.

En sintonía con esa nueva agenda, Grupo Calidra Cono Sur ya viene trabajando en definir acciones concretas para reducir sus emisiones de CO2. Esta estrategia se basa en tres pilares: disminuir la emisión, capturarla y compensarla. 

Por eso, Grupo Calidra elabora inventarios de gases de efecto invernadero de todas sus plantas, algo de suma importancia ya que permite identificar oportunidades de reducción o compensación. 

En todas sus operaciones se llevan a cabo medidas para la disminución y control de polvos al ambiente, entre las que podemos mencionar: colectores de polvos, sistemas de niebla seca (menor uso de agua) para mitigar polvos, procesos cerrados para evitar la salida de polvo, riego y estabilización de suelos donde hay mucho tránsito vehicular, y la reforestación y establecimiento de cortinas verdes.

Como una de las productoras líderes de cal, Grupo Calidra reconoce su responsabilidad en compensar y mitigar sus emisiones. Por eso colabora en proyectos de tecnologías verdes con la vista puesta en su objetivo final: tener una huella de carbono neutra en todas sus operaciones para 2050.

En San Juan, provincia donde posee tres plantas, se estableció un convenio con investigadores de la Universidad Nacional de San Juan, que están participando en varios estudios sobre captación de CO2 para hacer pruebas piloto en Grupo Calidra.

Un gran diferencial de Grupo Calidra con sus competidores es la calidad de su cal, un producto premium que le permite un mayor rendimiento, por ejemplo, a los productores mineros. 

Las plantas de Argentina, como La Laja y Padre Bueno, en San Juan, utilizan hornos Maerz verticales de doble cuba de Flujo Paralelo Regenerativo (FPR) para el proceso de calcinación de la cal. 

Esta tecnología de última generación no sólo le permite producir cal de alta ley y reactividad, sino también conseguir mayor eficiencia con la energía utilizada, ya que emplean menos combustible y ahorran hasta un 30% más que los métodos tradicionales. 

La reactividad alcanzada por los hornos Maerz motoriza un proceso minero más eficiente, reduciendo la cantidad de cal necesaria. Gracias a ello, se necesitan menos camiones en tránsito, disminuyendo la emisión de carbono y el impacto ambiental. 

Es decir que, tanto la producción de una cal de excelencia, como el nivel de reactividad que se obtiene por los hornos Maerz, aportan finalmente a la reducción de emisiones de carbono. Pero no es solo allí donde la cal hace su aporte, también se ve en sus usos, ayudando también a sus clientes en diferentes industrias a controlar su huella de carbono.

Ya sea para la estabilización de suelos como para la construcción de caminos y autopistas  (Infraestructura), los productos de Grupo Calidra permiten el uso de suelo in situ, evitando acarreos de tierras de otras locaciones y reduciendo así las emisiones.

Por otro lado, en la producción de CCP (Carbonato de Calcio Precipitado), un producto de alta especificación de Grupo Calidra, se reutiliza el CO2 de los hornos aportando a dicha reducción.

Finalmente, en la industria de la construcción, la cal es utilizada en el preparado de la mezcla utilizada en la elevación de mampostería y revoques. El proceso de fraguado de la cal aérea absorbe CO2 de la atmósfera para su endurecimiento.

Recuperación de agua y residuos 

Así como la cal es un insumo clave en el tratamiento del agua, cuidarla es de suma importancia para Grupo Calidra. En pos de preservar y aprovechar responsablemente ese recurso, la compañía instauró varias iniciativas como aprovechar el agua pluvial (agua de lluvias) y el agua tratada en el riego a través de sistemas de tratamiento de aguas residuales que pueden utilizarse para riego de áreas verdes, riego de caminos para mitigar polvos o riego en los viveros que posee en algunas de sus plantas u oficinas. 

En planta Padre Bueno (San Juan) y Noviciado (Santiago de Chile) se busca el objetivo de cero aguas residuales, donde las aguas grises son tratadas y reutilizadas para riego cumpliendo todos los parámetros fisicoquímicos establecidos por la autoridad.

Adicionalmente, en Padre Bueno, las aguas contaminadas con hidrocarburos que se utilizan para el lavado de todo el equipo pesado es tratada y reutilizada para este mismo proceso, quedando los hidrocarburos separados para disposición final.

Grupo Calidra también ostenta planes de manejo para establecer una adecuada gestión de residuos que contribuyan a reducir la generación desde la fuente y mejorar la separación, para facilitar el reciclaje de los residuos valorizables.